Vidrios Laminados

El Vidrio Laminado, por su desempeño como un vidrio de Seguridad y Protección, está compuesto por dos o más hojas de vidrio unidas mediante calor y presión con una o más láminas de Polivinyl Butyral (PVB), que poseen notables propiedades de adherencia, elasticidad y resistencia a la penetración y al desgarro.

La gama de colores en el vidrio laminado es infinita yendo desde el incoloro total a colores de gran impacto.
En caso de choque o de impacto estas láminas o films mantienen a los vidrios unidos: el vidrio se rompe pero en trozos que permanecen unidos a las láminas de pvb.

Vidrio Laminado

Para que se utiliza

Se suele identificar al Vidrio Laminado con Cristales de Seguridad, y aunque esta relación existe no son exactamente lo mismo. Los vidrios laminados poseen una «resistencia extra» pero no necesariamente tienen porque ser de seguridad, aunque muchas veces son utilizados para este fin cuando se usan cristales templados para cada una de las láminas. Sin embargo existen vidrios de seguridad que no son laminados, son simplemente cristales templados.

Los usos de esta materia prima son cada vez mayores, algunos de los más usuales son: mamparas de baños y duchas, puertas de seguridad, cristaleras de negocios y edificios, mesas, estanterías, barandas de escalera, paredes divisorias, vitrinas, aquarios, cerramientos de terrazas, ascensores.

Vidrio Laminado

Ventajas del Vidrio Laminado

 

  • Mayor nivel de resistencia
  • Es un cristal prácticamente inseparable (en caso de rotura, la lámina ejerce de retención y evita que el cristal se haga añicos).
  • El vidrio laminado aumenta la seguridad
  • Protege a las personas y niños frente a los riesgos de heridas en caso de rotura.
  • Filtra los rayos solares ultravioletas (UV) en más de un 95%.
  • Sirve para mejorar los efectos de degradación del color. 

 Solicita tu Cotización

España

He leído y acepto la política de privacidad.